Skip to content

¡Me encanta el Chorlo Tildío! ¿Sabes por qué?

12 de Junio 2013
Marta del Campo and Seth Inman

Chorlo Tildío en un prado de tréboles, y probablemente cerca de sus huevos. Foto por Charlie Hickey en Flickr

A diferencia de otros chorlos y aves playeras, el Chorlo Tildío vive más bien lejos de la playa, y se le ve fácilmente en ciudades y pueblos de Norte América. ¿Te has preguntado, por qué se le ve correteando a toda velocidad en los estacionamientos, o prados de tu parque local? Pues yo sí me lo pregunté más de una vez, y encontré algo de información en el tema.

Para algunos, esto se debe en parte a que al Chorlo Tildío le encanta habitar en espacios amplios y llanos, cubiertos de piedrecillas y/o prados de poca altura. Si te pones a pensar en los espacios urbanos que tienen estas características, tales como estacionamientos, campos de golf y deportivos, jardines y/o prados bien mantenidos, no es sorprendente que estas avecillas de patitas delgadas e inquietas hayan invadido tu vecindario, y su distribución sea enorme en las ciudades de casi todo el continente. Además, al Chorlo Tildío se le encuentra todo el año en casi toda Norte América, volviéndose un ave común a la vista, que con sus carreritas rápidas en los estacionamientos, grava o césped, nos alegra el día todo el año.

Pero, ¿qué ventajas puede tener el vivir en estos espacios llanos y expuestos? ¿Por qué al Chorlo Tildío le gusta no sólo vivir, sí no también, anidar y poner sus huevos en lugares a ras del suelo, exponiendo a toda su descendencia y a sí mismo, a los embates del clima y depredadores locales?

Si miras con cuidado las fotos de arriba, notarás que los huevos del Chorlo Tildío están cubiertos de manchitas que se camuflan maravillosamente en la grava, u otras superficies cubiertas de piedrecillas. Si miras con atención los huevos de otros chorlos y aves playeras, notarás que son también huevos de color crema o grises, como la mayoría de los arenales de la costa. Además, están cubiertos de manchitas oscuras de varios tonos cafés que los camuflan fácilmente en el terreno costero. Como ejemplos típicos, mira los huevos del Chorlito Semipalmeado, del Chorlo Anillado Común, and y del Ostrero Negro. ¡Qué belleza de huevos!

Otra característica especial de los huevos del Chorlo Tildío es que en vez de tener la forma semiovalada típica, sus huevos tienen forma de pera. O sea, son huevos piriformes. ¡Qué palabra más chistosa para decir que algo tiene forma de pera! Cuando me enteré de la forma de pera de los huevos de este chorlo simpático, mis preguntas naturales fueron ¿por qué existen huevos en forma de pera? Qué ventaja natural puede tener el poner huevos así? Tuve que buscar más información, y leer un poco más allá. ¡Mi curiosidad es grande!

Así me enteré de que tiene mucho sentido el poner huevos en forma de pera. Primero porque la hembra suele poner de a cuatro huevos, lo que permitiría, según se dice, que sus huevos puedan orientarse y apuntar con su lado respectivo más angosto hacia el centro, y así, mantenerse juntos simulando ser sólo un montón de piedras. Además, se piensa que esta orientación y forma de huevo ayudaría a que los huevos estén más próximos entre sí, y ayudándose al conservar mejor el calor durante la incubación. Por otra parte, los huevos en forma de pera no ruedan en línea recta; ruedan en círculos – ¡a quién se le hubiese ocurrido!- Lo que definitivamente favorece a los huevos del Chorlo Tildío en caso de rodar, y encontrarse junto a un precipicio o borde en altura.

Otro dato interesante acerca de la anidación del Chorlo Tildío, es que éste pone los huevos sobre la superficie y luego es que agrega otros materiales como palitos, pastos y piedras que disimulan el nido sobre el suelo pedregoso. ¡Todo por camuflar y proteger a la familia! Tiene sentido, ¿no? Si no has visto un nido de Chorlo Tildío (su nombre científico es Charadrius vociferus), presta atención a su llamada chillona y característica (escucha aquí). Entonces, trata de encontrar desde dónde es que está vociferado en tu vecindario, y acércate con cuidado. Cuando estés próximo a los huevos, lo más probable es que te salga alguno de los padres al camino, y se haga el herido; arrastrándose y alejándose del lugar…, imitando tener un ala rota para desviarte de su nido, y por su puesto, de sus huevos puestos sobre el suelo. Si quieres saber más acerca de esta especie fascinante, visita http://celebrateurbanbirds.org/es/aprende/aves/guia-de-aves/chorlo-tildio/

O si quieres enviar alguna foto, u otra creación artística, que te haya inspirado el Chorlo Tildío y sus hábitos de anidación, envíala a nuestro desafío de Nidos Chiflados en http://celebrateurbanbirds.org/es/comunidad/concursos-y-desafios/nidos-chiflados-2013/

No hay comentarios

Comenta aquí

Nota: Puedes usar XHTML básico en tus comentarios. Tu dirección electrónica nunca será publicada.

Inscríbete a esta serie de comentarios vía RSS